tags

Villa Rodrigo Bueno, un barrio plagado de contradicciones

Tiempo estimado de lectura: 5 minutos La urbanización de la Villa Rodrigo Bueno brinda a los vecinos viviendas nuevas, a las cuales la mayoría de ellos no puede acceder. Contradicciones del barrio marginal de Puerto Madero.

¿Te gusta? Compartilo
Tiempo estimado de lectura: 5 minutos

Por Omar Millalonco (millalonco.omar@gmail.com)

La mudanza de los vecinos y vecinas que conforman la Villa Rodrigo Bueno de Puerto Madero, hacia el novedoso complejo habitacional construido por el Gobierno de la Ciudad como parte del ambicioso proyecto de urbanización del barrio popular, ocasiona resistencias y frustraciones.

Tuvieron que pasar décadas y jefes de gobierno porteños de distinto color político, para que finalmente se concrete el sueño de la gente que vive en el asentamiento de la Costanera Sur, de tener un barrio urbanizado con comodidades y servicios básicos esenciales. La urbanización les permitirá además dejar atrás la convivencia en condiciones insalubres y hacinamiento.

tags
La obra de urbanización ya está finalizada, pero son pocos los vecinos que
han podido mudarse. (Foto: Gentileza Télam)

La urbanización de la Villa Rodrigo Bueno forma parte de un proyecto del Gobierno de la Ciudad encabezado por Horacio Rodríguez Larreta y llevado a cabo por el Instituto de la Vivienda (IVC), que incluye la relocalización de varios barrios populares de CABA. Sin embargo, este plan ambicioso choca contra la realidad vecinal del asentamiento de Puerto Madero.

Créditos inalcanzables para los vecinos

«Es imposible mudarnos a las casas nuevas de al lado y pagar mucho más», señala Norma, una vecina formoseña de 57 años que lleva más de una década viviendo en la Rodrigo Bueno. La mujer argumenta que la decisión del Estado es buena, pero imposible de pagar, sumado a los servicios y las expensas. «El valor es alto y si bien es el sueño de la casa propia, no podría pagarlo», agrega.

Los montos de la cuota social impuesta por la administración de Larreta para comprar alguna de las viviendas nuevas, oscilan entre los 2 mil y 20 mil pesos, y varían de acuerdo a la situación socio económica de cada familia.

tags
La otra cara de la Villa Rodrigo Bueno: decenas de familias siguen
viviendo en el barrio viejo.

Cabe aclarar que los créditos hipotecarios se gestionan a través del Banco Ciudad y a 30 años, según informó el IVC. Aunque es necesario destacar que, por ley, la cuota social no puede representar más del 20 por ciento de los ingresos familiares.

El plan de urbanización de las villas se está aplicando también en los barrios 31, 20 y 21-24. La idea de la Jefatura de Gobierno porteño es revertir la situación de miles de personas que viven dentro de la ciudad pero carecen de servicios básicos como el suministro de agua potable y las cloacas.

El pasado, pisado

Emplazada sobre los terrenos más caros de Buenos Aires y a pocos metros de la Reserva Ecológica de la Costanera Sur, la Villa Rodrigo Bueno se comenzó a formar entre finales de los años 70 y principios de los 80, cuando un grupo de vecinos tomó los primeros terrenos.

Hoy, entre los habitantes de la villa se perciben sentimientos encontrados con respecto a la urbanización y la posible mudanza a los departamentos construidos por el Gobierno, ya que quieren salir de la marginación pero no ven posibilidades de acceder a los créditos para comprar una vivienda nueva.

tags
La vista desde la villa, que está emplazada en los terrenos más caros de Buenos Aires.

Ulises, chaqueño de 31 años, llegó con sus padres hace dos décadas con el sueño de vivir en la Capital Federal y «apostar a un futuro lleno de oportunidades laborales». «Uno siempre aspira a tener un departamento propio, llegar a su hogar, y estar tranquilo», dice este joven, que estudia Economía en la Universidad de Buenos Aires . Y agrega: «la única manera de progresar es vivir dignamente y estudiar; otra no queda».

Datos que incomodan al Gobierno

Con respecto al impacto del coronavirus en la zona del AMBA y más particularmente dentro de los barrios populares, a pesar de la cuarentena la enfermedad se ha hecho sentir fuerte en las villas. Según los datos oficiales, a la fecha se han confirmado 8.596 casos de COVID-19 dentro de los barrios populares de la CABA.

La información se desprende de un informe realizado por el Gobierno de Horacio Rodríguez Larreta enfocado en los barrios más vulnerables de la Ciudad. Por eso mismo, desde el Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat se han puesto a «trabajar en 5 líneas de acción orientadas a mitigar el impacto de un virus de altísima contagiosidad», subrayan desde la Jefatura de gobierno.

Dentro de la Villa Rodrigo Bueno, la cifra de contagios asciende, según datos no oficiales, a más de medio centenar de personas.

tags
La Rodrigo Bueno queda en Puerto Madero, a pocos metros de
la Reserva Ecológica de la Costanera Sur.

Coronavirus, inseguridad y miedo

El grupo de WhatsApp de los vecinos y vecinas de la villa Rodrigo Bueno, «arde» durante las 24 horas debido a las buenas y malas noticias que se suceden dentro de los corredores y los pasillos del asentamiento de Puerto Madero.

Si bien no existen antecedentes de escrache a personas contagiadas de coronavirus, hay entre los vecinos cierta desconfianza para opinar sobre algunos temas. «Acá nadie quiere venir a dar una solución», expresa una vecina indignada, porque advierte que si se llegara a contagiar no podría dejar su vivienda por temor a que le roben sus pocas pertenencias.

Es que ha sucedido que vecinos de la villa que fueron llevados a mantener el aislamiento obligatorio a hoteles designados por el Gobierno para esos efectos, han sido víctimas de robos aún siendo precarias sus viviendas.

tags
La mayoría de los vecinos dicen no poder acceder a comprar las viviendas nuevas.

«Como nadie hace nada y sólo se dedican a escribir y nada más, nadie se queja. A mí no me va a sacar nadie», destaca una mujer en el grupo de vecinos organizados virtualmente. Y completa: «si me van a sacar de acá, que me traigan a la policía o una orden judicial, porque yo no me voy a mover. Si me roban la casa o mis cosas, nadie me las va a devolver».

La queja de muchos propietarios en la Rodrigo Bueno no es algo nuevo cuando hablan con la Policía. Los casos de inseguridad que se viven dentro del barrio «ocurren todo el tiempo», destaca otro vecino.

Para la atención de los vecinos de CABA, el Gobierno de la Ciudad ha puesto en funcionamiento las Unidades Febriles de Urgencia (UFU) en los hospitales de la CABA. Toda persona que tenga fiebre, dolor de garganta o dificultad para respirar puede acercarse por sus propios medios a la UFU más cercana a su domicilio, todos los días de la semana entre las 8 y las 20 horas, o llamar al 107.

¿Te gusta? Compartilo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *