tags

Teletrabajo: qué cambia la ley que ya tiene media sanción

Tiempo estimado de lectura: 5 minutos

¿Te gusta? Compartilo
Tiempo estimado de lectura: 5 minutos

Por el Dr. Sergio Omar Rodríguez (sergio_rodriguez4@hotmail.com)

El 25 de junio, en una sesión virtual, la Cámara de Diputados le dio media sanción a la ley de teletrabajo. El proyecto regula una nueva modalidad del contrato de trabajo que, en tiempos de pandemia, permite la reconversión de aquellas empresas que desarrollan actividades no esenciales.

El teletrabajo es una modalidad en la que puede llevarse a cabo un contrato o relación laboral con la particularidad de que el trabajador presta servicio en un domicilio distinto al de la sede de la empresa que lo contrata.

Este tipo de figura no debe confundirse con el home office, que es el trabajo exclusivo en el domicilio del trabajador. La diferencia radica en que el teletrabajo puede realizarse desde el hogar, pero también desde otro establecimiento convenido por las partes o elegido por el trabajador, como puede ser un bar.

tags

Antecedentes de la ley de teletrabajo

En Argentina, el teletrabajo no tiene una reglamentación específica. Su único antecedente directo de aplicación es una regulación normativa que se atribuye a la sanción del convenio 177 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Este convenio del máximo exponente a nivel internacional en materia de derecho del trabajo data de 1996. Fue ratificado por Argentina a través de la Ley 25.800, promulgada en 2003.

La base normativa con la cual se viene aplicando analógicamente la regulación de esta modalidad tiene que ver con la Ley de Contrato de Trabajo (LCT), conforme a sus prescripciones.

El empujón que faltaba

En el artículo 1 de su resolución Nº279/20, el Ministerio de Trabajo establece: «Los trabajadores y trabajadoras alcanzados por el ‘aislamiento social preventivo y obligatorio’ quedarán dispensados del deber de asistencia al lugar de trabajo. Cuando sus tareas u otras análogas puedan ser realizadas desde el lugar de aislamiento deberán en el marco de la buena fe contractual, establecer con su empleador las condiciones en que dicha labor será realizada«.

A partir de esto, se empezó a ver una necesidad de convertir la actividad productiva para aquellos rubros no considerados como esenciales. Además, como no medió una suspensión del contrato aun cuando los trabajadores no podían concurrir a sus lugares de trabajo, los empleadores debieron continuar abonando las remuneraciones. Así, el teletrabajo surgió como una alternativa.

La reconversión de las actividades productivas hizo lugar a las especificaciones que estableció la resolución ministerial Nº 279/20 del Ministerio de Trabajo, que se ocupó de “hacer reconsiderar” lo que ya existía en la práctica laboral en Argentina, dándole un vuelco de legitimidad manifiesta de la autoridad de aplicación del orden público laboral.

tags
Teletrabajando en casa.

Qué trae el proyecto de ley

Todavía no es posible vaticinar que la ley será promulgada sin cambios. Sin embargo, sí se pueden analizar algunas de las propuestas que trae tomando como parámetro esta ley provisoria con media sanción.

El teletrabajo será incluido como una nueva modalidad contractual

Los artículos 21 y 22 de la LCT consagran las definiciones del contrato de trabajo y de la relación de trabajo. Desde el artículo 90 en adelante se enumeran las distintas modalidades del contrato de trabajo. La reforma va a incorporar al teletrabajo desde el artículo 90 en adelante como una modalidad más.

Derecho a la desconexión

Una de las cuestiones que se van a regular es la posibilidad de que los trabajadores puedan desconectarse totalmente de la actividad en un tramo de horario en el cual el empleador se verá completamente impedido de comunicarse.

La excepción será según los supuestos del artículo 89 de la LCT, es decir, cuando el empleador se vea obligado a solicitar servicios extraordinarios porque haya una cuestión extraordinaria que ponga en peligro la continuidad de la fuente de trabajo.

El empleador deberá proveer o compensar los medios para el teletrabajo

Esta nueva ley va a implementar algunas medidas adicionales que el sector privado ya venía llevando a cabo. Estas obligaciones implicarán el pago del servicio de Internet donde el teletrabajador preste tareas a través de una compensación remunerativa que se verá reflejada en los recibos de haberes.

También contempla la posibilidad de que el teletrabajador sea provisto de las herramientas de trabajo que sean necesarias, como una computadora o una silla ergonométrica. Otra posibilidad es que estas herramientas sean compensadas a través de un monto estímulo que va a hacer las veces de amortización de los bienes propios del trabajador.

No hay cambios en las normas de extinción del contrato de trabajo

Respecto a lo que es la extinción del contrato, en materia de teletrabajo va a regir la ley de fondo, que es la LCT. Así, el teletrabajador tendrá derecho a la indemnización que le corresponde por la ley de acuerdo a su antigüedad.

El teletrabajo no es una actividad especial que requiera estatuto propio

La naturaleza jurídica de esta modificación tiene que ver con agregar una modalidad nueva a la LCT y no con un tipo de estatuto o ley especial, como la ley de empleados de casas particulares o bien el estatuto de la construcción.

Beneficios para la productividad

El teletrabajo ha sido una figura muy resistida en Argentina, tanto por los actores sindicales como por los mismos empleadores, que cuestionan su productividad. La pandemia ha llevado a hacer una prueba forzada de esta modalidad, que no solo resultó ser una solución para muchas empresas, sino que también ha mostrado tener beneficios.

Las empresas empezaron a ver que el teletrabajo no disminuye la productividad de los empleados. Por el contrario, al trabajar desde su domicilio y enfocarse en resultados, terminan siendo más productivos.

Esto se debe a distintos factores. En primer lugar, el trabajador no se ve sometido al estrés que generan el amontonamiento y la falta de confort del transporte público en las horas pico. Además, cada día, se usan de 1 a 3 horas para viajar con destino al lugar de trabajo, y se debe salir de casa con antelación porque la frecuencia de los transportes no suele ser buena. El teletrabajo permite ahorrar todo ese tiempo.

El teletrabajo también mejora las condiciones de los residentes de las grandes urbes. Se estima que en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires transitan aproximadamente 4 millones de personas, con lo cual esta modalidad tiene el potencial de descongestionar los grandes centros urbanos en un futuro.

tags
Mujer trabaja desde su casa.

Algunos expertos sostienen que el teletrabajo supone una mejora en la permanencia y presencia del trabajador cerca de su contexto familiar. Esto no pasa con el trabajo convencional, que lleva a las personas a pasar muchas horas fuera de su casa y a delegar ciertas tareas en empleados de casas particulares. De este modo, vuelve a vincular al trabajador con su medio de vida.

Otra de las ventajas de esta modalidad es que el trabajo poco a poco se va enfocando en los resultados y no en el cumplimiento de la jornada. Así, el teletrabajador puede administrar mejor sus tareas dentro de su día.

El teletrabajo también conlleva menor desgaste con el personal jerárquico directo. La relación se vuelve un poco más asertiva y se evita el roce diario. Esto favorece las relaciones laborales y trae beneficios en la tarea a desarrollar. Todo esto mejora los niveles de estrés cotidianos del trabajador y tiende a mantener su estabilidad emocional.

Ahorros para los empleadores

El teletrabajo también le trae beneficios económicos a las empresas a través de la descentralización. Al utilizar los domicilios de los trabajadores, prescinden de los gastos relacionados con mantener inmuebles y mobiliarios.

También hay un gran ahorro en insumos, personal de limpieza y en cuestiones propias de higiene y seguridad que necesitan las compañías para poder trabajar.

Esto permite generar un estímulo a esta modalidad, ya que los empleadores empiezan a ver muy atractivos los ahorros en los que pueden incursionar tras adoptarla.

¿Te gusta? Compartilo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *