Gino Tubaro: “Prefiero hacer más que contar”

Tiempo estimado de lectura: 3 minutos Gino Tubaro prefiere «hacer que contar», por eso diseña y fabrica máscaras solidarias para ayudar al personal sanitario de todo el país.

¿Te gusta? Compartilo
Tiempo estimado de lectura: 3 minutos

Por Fabiana Polinelli (fabiana.polinelli@gmail.com)

Ni la cuarentena obligatoria, ni haber pasado cuatro días varado en México esperando embarcar en un vuelo que lo traiga de regreso. Nada detiene el espíritu inquieto y solidario de Gino Tubaro. Este inventor argentino y estudiante de ingeniería electrónica ingenioso y empático, asegura que «prefiero hacer más que contar».

En pleno aislamiento en un hotel céntrico, Gino Tubaro comunica que su equipo ya estaba trabajando en la realización de máscaras y barbijos para proveer a hospitales y clínicas de todo el país, de manera gratuita. El objetivo es paliar las necesidades del servicio sanitario de todo el país en plena pandemia de coronavirus.

La producción se está llevando a cabo con la tecnología 3D que lo hizo famoso y gracias a la cual cientos de niños y adultos (de Argentina y el mundo) han podido volver a acariciar, escribir y hasta tocar la guitarra: las prótesis de manos y brazos, inventos que le valieron a Gino reconocimiento a nivel mundial.

Gino Tubaro, el ‘Capitán Atómico’

Nació en Buenos Aires hace 24 años, estudió electrónica en la Escuela Técnica ORT y actualmente cursa la carrera de Ingeniería en Electrónica en la Universidad Tecnológica Nacional (UTN). Gino Tubaro se perfiló como genio siendo muy niño. Ya en 2008, con apenas 12 años, recibió su primer premio al “inventor joven” después de haber presentado dispositivos sobre seguridad en el hogar y mini robots.

tags
Gino Tubaro le pone una prótesis 3D a un nene. (Foto: Facebook)

Su página web oficial informa que en 2010 fue el ganador de las olimpíadas a la inventiva, y en 2014 fue elegido uno de los diez jóvenes más destacados del país. En 2015 fue presentado como «Alumno del mes» en todo el mundo por el Departamento de Estado y la Embajada de los Estados Unidos, «en reconocimiento de su liderazgo en la creación de soluciones innovadoras para ayudar a las personas con discapacidad a vivir sin límites».

Con 19 años, en 2014, Gino hizo entrega de su primera prótesis 3D a Felipe, un niño de 11 años que había nacido sin una mano. En esa oportunidad, la mamá de Felipe relató a los medios que fue un familiar de Uruguay quien le contó que ya se estaban haciendo prótesis de manos en impresión 3D.

El día que Barack Obama felicitó a Gino Tubaro

Los contactos eran dos: uno de Estados Unidos y otro de Buenos Aires. La mujer se puso en contacto con el de Buenos Aires: era el emprendimiento de Gino Tubaro, el Atomic Lab. Y les pidió una impresora 3D o una mano para Felipe. Le mandaron una mano. Allí nació el apodo de ‘Capitán Atómico’. «Me llaman así porque transformo chicos en súper héroes”, dice Gino.

Inventar para la comunidad

Desde entonces, Tubaro nunca paró de trabajar. Ahora lidera un equipo de jóvenes genios que como él, que trabajan sin detenerse, todos haciendo prótesis para entregar de manera gratuita a todo el mundo.

De hecho, este verano el equipo había viajado a México para hacer entrega de 500 prótesis solidarias en el marco de Talent Land, un gran encuentro de tecnología que a último momento fue cancelado y reprogramado para junio por la llegada de la pandemia de coronavirus.

Fue en ese momento cuando este joven inventor pensó que era momento de ponerse al servicio, una vez más, de la comunidad y crear elementos que sean útiles para luchar contra el virus. Así nació la idea de imprimir mascarillas y barbijos para equipar al personal sanitario de hospitales de todo el país.

“En dos días recibimos pedidos por más de 60.000 máscaras. Si tenés una impresora 3D o imprimiste una, hay muchos hospitales que las necesitan y sus datos están públicos”, explicó desde su cuenta de Twitter ayer, después de hacer público el documento en el que describe cómo hacer las máscaras que él mismo diseñó. Un genio de gran corazón que ofrece todo lo que tiene, empezando por su inventiva.

¿Te gusta? Compartilo

Deja una respuesta