tags

La cuarentena y el ‘reality show’ de los grandes medios

Tiempo estimado de lectura: 4 minutos A partir de la extensión de la cuarentena hasta el 7 de junio, desde algunos medios se intenta instalar la antinomia salud versus economía. Alcances de una movida con claros intereses políticos.

¿Te gusta? Compartilo
Tiempo estimado de lectura: 4 minutos

Por Rodolfo Colángelo (rodolfo.colangelo@elcafediario.com)

El llanto del periodista Nicolás Wiñazki ante las cámaras del canal TN por no poder visitar a su sobrina recién nacida a causa de la cuarentena, y la «angustia» manifestada por la cronista Silvia Mercado al presidente Alberto Fernández durante su conferencia de prensa en Olivos, revelan que la crítica situación que se vive por la pandemia ha entrado de lleno en el juego del reality show de los grandes medios, más allá de la información objetiva y necesaria.

En este contexto, mientras el coronavirus alimenta los intereses políticos en juego, los medios se dividen entre los que impulsan el levantamiento de la cuarentena para ejercer presión con el objetivo de «salvar la economía», y los que respaldan su extensión para «priorizar la salud» y aliarse en ese sentido con el Gobierno.

Cuarentena sí, cuarentena no

A grandes rasgos, los medios anticuarentena son el Grupo Clarín y el Grupo La Nación, Infobae, América 24 (con variantes), Canal 9 (en una posición híbrida), Crónica HD (que se expresa a favor o en contra, de acuerdo a su programación) y Telefe, que oscila entre una posición y otra. A estos medios hay que sumarles sus cadenas de radio.

Entre los que apoyan la cuarentena está C5N junto con Radio 10, del Grupo Indalo y Página 12 con la AM750, del Grupo Octubre, dirigido por el sindicalista Víctor Santa María, de estrecha relación con el gobierno.

Los voceros más notorios de la anticuarentena se reúnen en un frente compacto integrado por los ya mencionados Wiñazki y Mercado, Eduardo Feinmann, Alfredo Leuco, Luis Majul y Jonatan Viale, quien parece jugar junto a Mauro Viale, su padre, al «policía malo y el policía bueno».

Viale hijo es un férreo opositor al gobierno, en tanto que su padre es más comprensivo y apoya la cuarentena. Ambos están en América 24 y Mauro le da el pase de su programa al de Jonatan todos los días.

¿La más larga del mundo?

Hace pocas semanas, Clarín, La Nación, Majul y Wiñazki unificaron un título: «La cuarentena más larga del mundo», para demostrar el «agotamiento» de la población. Días atrás, un Majul desorbitado exclamó en su programa ‘La Cornisa’, emitido por el sitio web de La Nación: «Estoy harto de la cuarentena».

A su vez, C5N con Gustavo Sylvestre y Víctor Hugo Morales a la cabeza, militan a favor de la cuarentena estricta remarcando que su levantamiento significaría el crecimiento exponencial de los contagios y las muertes.

Los datos de las últimas horas parecen darle la razón a Sylvestre, Víctor Hugo y a los infectólogos que asesoran al gobierno. El Area Metropolitana Buenos Aires (AMBA) concentra el 87 % de los contagios, mientras que en el interior del país han disminuido drásticamente los casos, al punto que se ha flexibilizado la cuarentena en la gran mayoría de las provincias.

La función debe continuar

No obstante, el reality show debe seguir, pasando por encima de los muertos y de los contagios que se registran, sobre todo en los barrios populares.

Cristina Pérez, conductora del noticiero de Telefe, intentó acorralar al infectólogo Pedro Cahn, asesor del Gobierno en la pandemia, haciendo hincapié en el daño económico que provoca la cuarentena a los pequeños comerciantes y a las pymes.

El científico le respondió con datos concretos, demostrando que en los países donde no se respetó el aislamiento, la economía se derrumbó a la par que aumentaba la cifra de muertos por miles.

Cahn puso como ejemplo a los Estados Unidos, país que además de haber llegado a los cien mil fallecidos y a los 3 millones de infectados, registra de manera oficial que 40 millones de trabajadores han perdido sus empleos.

Movimientos anticuarentena en acción

Las pequeñas movilizaciones de personas que se manifiestan en contra de la cuarentena tienen amplia difusión en ciertas pantallas. Sucedió con la marcha de los anticuarentena a la Plaza de Mayo para reclamar por las «libertades individuales». Y casi en tándem se difundió la protesta de cientos de habitantes de los countries de Tigre, quienes desde sus automóviles exigían «libertad” y “basta de dictadura” mientras gritaban «no queremos ser como Venezuela”.

Horas después de la marcha, se conoció que los manifestantes que marcharon a Plaza de Mayo adherían a dirigentes y precandidatos a presidente como el neonazi Alejandro Biondini y José Luis Espert, y al economista Javier Milei. También se les escuchó decir que el virus “se generó en laboratorios y hasta está patentado”.

Ese mismo lunes, el barrio Villa Azul, ubicado entre Quilmes y Avellaneda fue vallado por fuerzas de seguridad al registrarse varios casos positivos de COVID-19. Los vecinos del lugar no podrán entrar o salir del barrio por 14 días.

En ese marco, TN difundió imágenes de una protesta atribuyéndola a los habitantes del lugar que, se suponía, se negaban al aislamiento. Poco después se comprobó que esas imágenes correspondían a manifestaciones registradas en Chile, y en otro momento.

Confusión y realidad virtual

El juego de los medios y el desfile constante por los canales de televisión de expertos que hablan de aislamiento para garantizar la salud, o de liberar las actividades para salvar la economía planteando una falsa disyuntiva, contribuye a la confusión relegando los datos duros de la realidad. Como conclusión, el televidente ya no sabe si sentir temor o no darle demasiada importancia al COVID-19.

Entonces se difunden noticias falsas, como la presunta recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la inutilidad de usar barbijo en la calle, lo que fue rápidamente desmentido por esa organización. O si las máscaras de acrílico protegen de manera más efectiva que el barbijo o todo lo contrario.

En la abundancia de sobreinformación distorsionada, se disputan espacios políticos mediáticos que apuntan a la pospandemia y a la resolución de los factores de poder.

[Total: 1   Promedio: 5/5]
¿Te gusta? Compartilo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *