Los beneficios de los antioxidantes para mantenerse sano

Tiempo estimado de lectura: 3 minutos Considerados protectores naturales del organismo, los antioxidantes previenen el envejecimiento celular. Se los encuentra en frutas, verduras e infusiones.

¿Te gusta? Compartilo
Tiempo estimado de lectura: 3 minutos

Por Mercedes Pilar Bustos (mechipb96@hotmail.com)

Si bien siempre ha sido importante, la actualidad marca que se ha vuelto fundamental contar con un sistema inmunológico fuerte que brinde protección completa contra resfríos, virus y bacterias. En ese sentido, los antioxidantes son grandes aliados del organismo ya que cumplen un rol fundamental en la regeneración celular.

Según la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, los antioxidantes son «sustancias naturales o fabricadas por el hombre, que pueden prevenir o retrasar algunos tipos de daños a las células». Más específicamente, combaten a los radicales libres, que son los responsables de la oxidación celular y, por ende, del envejecimiento.

tags
Las frutillas son ricas en antioxidantes.

Los antioxidantes se dividen en endógenos (los que fabrica el cuerpo) y exógenos (los que el cuerpo recibe a través de los alimentos). A medida que se envejece, disminuyen los sistemas antioxidantes endógenos, con lo cual se van perdiendo las facultades naturales del organismo que permiten luchar contra los radicales libres. Es decir, los antioxidantes se encargan de retrasar o prevenir la oxidación y el envejecimiento de las células.

Según Medline Plus, entre los antioxidantes más recomendables para la salud se encuentran los beta carotenos, la luteína, el licopeno, el selenio y las vitaminas A, C y E. A su vez, se pueden clasificar en suplementos dietarios, alimentos e infusiones. Entre los alimentos proveedores naturalmente de antioxidantes, las frutas y las verduras se ubican en el primer lugar.

Qué es el resveratrol

Algunas de las sustancias antioxidantes más conocidas que además de encontrarse en alimentos están disponibles en suplementos dietarios y se comercializan en farmacias, son el resveratrol y las vitaminas C y E.

tags
Los cítricos aportan vitamina C, un antioxidante poderoso.

El resveratrol regula ciertos mecanismos que llevan a las células a ahorrar energía, lo que las hace más longevas. Además, estimula la actividad del gen SIRT1, también conocido como el gen de la longevidad, debido a que combate el envejecimiento celular y previene el desarrollo de enfermedades asociadas con la edad. Se lo encuentra fácilmente en las uvas, los frutos rojos y algunos frutos secos como el maní.

En cuanto a las vitaminas, la C no puede ser producida ni almacenada por el organismo, por lo que es fundamental adquirirla a través del consumo de alimentos o suplementos. Grandes fuentes de esta vitamina son el kiwi, las naranjas, los pomelos, las semillas y los aceites vegetales.

Se suele asociar el color oscuro de los frutos rojos como las moras, las frutillas, las cerezas, las frambuesas y los arándanos, a la cantidad de componentes antioxidantes en ellos. Así como es sabido que mientras más duro es el queso más calcio tiene, o cuanto más roja sea la carne más hierro posee, también se considera que cuánto más oscuro es el color del fruto, más antioxidantes contiene.

En cuanto a las infusiones, por la cantidad de antioxidantes provistos se destacan el café, el té y la yerba mate. Existen distintas variedades de estas bebidas como el té verde, que tiene aún más antioxidantes que su versión clásica, pero lo cierto es que cualquiera de estas infusiones son excelentes para contrarrestar el estrés oxidativo propio de la edad y del ritmo de vida.

tags
Incluir a diario vegetales y frutas en la dieta garantiza
un aporte indispensable de antioxidantes.

Consejos de la OMS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda«consumir alrededor de 400 gramos de frutas y verduras al día para mejorar la salud general y reducir el riesgo de determinadas enfermedades no transmisibles». Además, agrega que «las frutas y las verduras son componentes esenciales de una dieta saludable, y un consumo diario suficiente puede contribuir a la prevención de enfermedades importantes como las cardiovasculares y algunos tipos de cáncer. En general, se calcula que cada año pueden salvarse 1,7 millones de vidas si se aumenta el consumo de frutas y verduras».

Una dieta saludable, baja en grasas, azúcares y sodio, que incluya fuentes de antioxidantes y sumado a una práctica de, al menos, una hora de actividad física al día, garantiza una buena calidad de vida ya que disminuye el proceso de oxidación celular y prolonga la juventud del organismo.

¿Te gusta? Compartilo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *